martes, 22 de mayo de 2018

La Junta de Castilla y León autoriza el pago de las ayudas para la reestructuración de sus viñedos


C.G.N. I Esta dirección de correo electrónico está siendo protegida contra los robots de spam. Necesita tener JavaScript habilitado para poder verlo. I 15.05.2012


La consejería de Agricultura y Ganadería ha autorizado en este mes de mayo el pago del anticipo de las ayudas a la reestructuración y reconversión de viñedo por más de 569.000 euros para 39 agricultores de la Comunidad. Con esta ayuda se pretende reconvertir o reestructurar 140 hectáreas de viñedo distribuidas mayoritariamente en las provincias de Burgos y Valladolid.

La finalidad de estas ayudas es incentivar la adaptación de la producción vitivinícola a la demanda del mercado mediante la reestructuración de la explotación vitícola a través de la reconversión varietal, la reimplantación de viñedos, y las mejoras de las técnicas de gestión del viñedo, con el fin de mejorar la calidad de los vinos. Los beneficiarios de estas ayudas son los titulares de viñedos que cumplen con la normativa vigente, que tienen inscritas las parcelas y los derechos de plantación en el Registro Vitícola de Castilla y León, y que son partícipes de un plan de reestructuración y reconversión de viñedo en la Comunidad aprobado por la consejería de Agricultura y Ganadería.
Los agricultores acogidos a esta ayuda deben cumplir los siguientes requisitos: ejecutar la totalidad de las medidas aprobadas en su plan en los plazos en que se haya comprometido; comunicar el inicio y la finalización de la ejecución de las medidas en los plazos establecidos en el plan aprobado; tener la superficie objeto de la ayuda a su nombre en el Registro durante al menos diez años y mantener el viñedo cultivado adecuadamente durante el mismo periodo a contar desde la campaña vitícola siguiente a la de ejecución de la medida; la superficie mínima de los planes será de 10 hectáreas para los planes colectivos y 0,50 hectáreas para los planes individuales; la superficie de la parcela vitícola, una vez reestructurada, reconvertida o transformada, tendrá que ser al menos de 0,50 hectáreas; el límite máximo de superficie a reestructurar, reconvertir o transformar por viticultor y año será de 10,00 hectáreas en total para el conjunto de las acciones; los planes podrán utilizar derechos de replantación procedentes de fuera de la explotación, hasta un límite del 20 % de la superficie de reestructuración afectada por el plan; la plantación se realizará con las variedades recomendadas o autorizadas para Castilla y León.
A este pago autorizado se suma otro realizado en el mes de febrero de 430.206 euros a 55 viticultores en concepto de liquidaciones pendientes de pasadas campañas. En total, durante este ejercicio financiero 2012 se han abonado, en concepto de estas ayudas, cerca de un millón de euros a 94 viticultores de Castilla y León. El pasado 3 de mayo se abrió el plazo de presentación de solicitudes para acogerse a este tipo de ayudas de la campaña vitícola 2012/2013. El jueves 31 de mayo finaliza el periodo de presentación de solicitudes. Las ayudas para el próximo año, que se concederán con cargo a los Presupuestos Generales de la Comunidad para 2013 y con financiación procedente del Fondo Europeo Agrícola de Garantía (FEAGA), tienen un importe de 2,5 millones de euros.
Castilla y León, con más de 75.000 hectáreas de viñedo y una producción media de 2 millones de hectolitros de vino al año, cuenta con el 86 % de la superficie de viñedo en zonas de figuras de calidad vitivinícola, sumando cerca de 65.000 hectáreas. En la Región están reconocidas 12 DOPs: 9 DO, que son Arlanza, Arribes, Bierzo, Cigales, Ribera del Duero, Rueda, Tierra de León, Tierra del Vino de Zamora y Toro; y 3 Vinos de Calidad, que son Valtiendas, Valles de Benavente y Sierra de Salamanca. Además hay un Vino de la Tierra de Castilla y León.