miércoles, 23 de mayo de 2018

FLACEMA y Medio Ambiente trabajan por el desarrollo sostenible

Flacema presentó la III Memoria de Sostenibilidad del sector cementero en Andalucía durante los años 2008-2009.

III Memoria FlacemaPresentación de la Memoria 2010 de Flacema.

La Fundación Laboral Andaluza del Cemento y el Medio Ambiente, FLACEMA, ha presentado la III Memoria de Sostenibilidad del sector cementero en Andalucía correspondiente a los años 2008-2009, junto con la Fundación Laboral del Cemento y la Consejería de Medio Ambiente.

Aprovechando la presentación, el consejero de Medio Ambiente de la Junta de Andalucía, José Juan Díaz Trillo y FLACEMA han firmado un nuevo protocolo de colaboración para el desarrollo de actuaciones conjuntas en favor del desarrollo sostenible. Con éste se pretende desarrollar planes de sensibilización ambiental, impulsar la aplicación de determinadas estrategias, colaborar en programas de educación ambiental, difundir buenas prácticas ambientales en los distintos sectores de la actividad, a sí como llevar a cabo proyectos y estudios para la mejora de la calidad ambiental del medio.

Díaz Trillo ha resaltado el esfuerzo que ha realizado el sector cementero andaluz pese a estar afectado por la crisis de la construcción, para seguir afianzando la reutilización de residuos como materias primas a la hora de acometer su proceso productivo, con lo que se ha logrado reducir las emisiones contaminantes a la atmósfera. En este sentido, el consejero ha argumentado que “es necesario hacer de los compromisos medioambientales una oportunidad de competitividad. Las industrias deben producir de forma sostenible y responsable con el medio, lo que les ofrecerá un abanico importante de oportunidades y posibilidades a pesar de las trabas”.

Memoria 2010 La memoria recoge que el conjunto de empresas que componen el sector han invertido en los últimos dos años más de 25 millones de euros en mejoras del comportamiento medioambiental de las fábricas y más de 6 millones de euros en mejoras relacionadas con la seguridad y salud en el trabajo. En total, el sector ha invertido en los dos últimos años más de 52 millones de euros.

Manuel Parejo insistió una vez más en que la valorización energética de residuos, además de suponer una solución fiable, segura y eficiente para el tratamiento sostenible de los residuos, se ha convertido en estos momentos de dificultad económica, en un factor clave que aporta competitividad y estabilidad al sector cementero y al empleo generado por el mismo.

Pese a que la tendencia en el uso de combustibles alternativos en los últimos años resulta claramente ascendente (se ha pasado de 8% en 2005 a un 15,2% en 2009), todavía presenta un margen de mejora muy alto. Otros países europeos más avanzados en materia de gestión de residuos, presentan niveles de sustitución térmica por encima del 50%; tal es el caso de Austria, Suiza y Alemania, donde los combustibles alternativos pueden llegar a aportar más de las tres cuartas partes de la energía empleada para calentar el horno de clínker.

Paula Delgado.