martes, 22 de mayo de 2018

Financiera y Minera incrementa sus exportaciones un 7%

La compañía ha aumentado las exportaciones del 8% al 15,61% desde enero hasta agosto de 2010.

Desde principios de año y hasta agosto de 2010, Financiera y Minera (FYM) ha

Fábrica de Financiera y Minera en MálagaFábrica de Financiera y Minera en Málaga

facturado en torno a 63,7 millones de euros en Andalucía, región en la que la actividad productiva de la empresa obtuvo una menor facturación en 2009 con respecto a 2008, lo que se traduce en una disminución del 35% en comparación con el año anterior.

No obstante, a pesar de este descenso durante el pasado año, el volumen de negocio en la región es bastante importante, pues representa más de la mitad del total nacional, en concreto un 59% de la facturación de la compañía.

Sin embargo, la crisis económica sigue afectando de manera intensa a la construcción y prueba de ello es que el sector andaluz del cemento ha caído entre 2006 y 2009 en un 60%.

La empresa es una de las principales productoras en el mercado del cemento, hormigones, áridos y morteros especiales en Andalucía y posee una plantilla de 340 trabajadores repartidos entre sus veintidós centros de trabajo, situados mayoritariamente en la provincia de Málaga.

Por otra parte, FYM ha aumentado de forma considerable las exportaciones de sus productos durante 2010, ya que pasa de un 8% en 2009 a un 15,61% del total facturado, siendo los principales destinos varios países europeos y algunos de África, donde destaca principalmente Gambia.

Además, la empresa cuenta con un total de 800 empleados y es la filial de Italcementi Group, quinto productor de cemento en el mundo con presencia en veintidós países de cuatro continentes. Junto a ello, también posee centros de producción en las regiones de País Vasco, Cantabria y La Rioja.

Preocupados por el planeta Las claves estratégicas de FYM son la innovación y la sostenibilidad. La firma apuesta por el uso racional de los recursos naturales y de materiales alternativos, la reducción de las emisiones a la atmósfera, la disminución del impacto ambiental mediante una meticulosa gestión y restauración de las canteras.

Por otra parte, en la fábrica de La Araña, en Málaga, se está realizando un proyecto denominado “Plan Málaga”, dotado con más de 100 millones de euros, destinado a mejorar el funcionamiento, el rendimiento energético, así como su integración en el entorno.