domingo, 28 de mayo de 2017

Cobre las Cruces renueva su compromiso con desarrollo local de la zona

El director general de CLC y los alcaldes de la zona El director general de CLC y los alcaldes de la zona

Cobre Las Cruces (CLC) y los Ayuntamientos de Gerena, Guillena, Salteras y La Algaba han firmado el acuerdo que establece el marco de colaboración de la compañía minera, a través de su Fundación, con los municipios vecinos para la puesta en marcha y sostenimiento de iniciativas de desarrollo local.

El acuerdo supone la renovación para los próximos cuatro años del denominado Plan de Desarrollo Municipal, PDM, que ha estado vigente desde 2013 y que ha hecho posibles "numerosas actuaciones para la mejora de la calidad de vida de los habitantes de las cuatro poblaciones", ha informado la compañía minera.

El documento de renovación del PDM ha sido suscrito por el director general de CLC y presidente de la Fundación Cobre Las Cruces, Sean Whittome, y los alcaldes de Gerena, Javier Fernández; Guillena, Lorenzo Medina; Salteras, Antonio Valverde y La Algaba, Diego Manuel Agüera.

La Fundación Cobre Las Cruces, constituida en 2010 para impulsar y dar cumplimiento a los objetivos de Responsabilidad Social Corporativa de la compañía minera, suscribió en noviembre de 2012 un Convenio Marco con el objeto de favorecer la creación de puestos de trabajo en las localidades donde se sitúa el complejo industrial de extracción de mineral y producción de cobre (Gerena, Guillena, Salteras y la Algaba) y contribuir al desarrollo social de los municipios mediante programas de mejora.

En aplicación de este Convenio CLC ha destinado en el periodo 2013-2016 más de 6 millones de euros que han permitido a los ayuntamientos, asegura la compañía, "poner en marcha más de 250 iniciativas, así como mantener actividades que sin la ayuda económica de la Fundación no hubieran sido posibles".

El compromiso de CLC con las comunidades locales se ha materializado en estos años en tres tipos de actuaciones. Por una parte las destinadas a atender necesidades inmediatas de carácter social, como asistencia a personas mayores y dependientes, programas de inserción de colectivos desfavorecidos, empleo en servicios municipales a familias sin ingresos, etc.; por otra, al patrocinio de actividades culturales, medioambientales o deportivas, y, por último iniciativas con enfoque de futuro, como el fomento del emprendimiento, cursos de formación o creación y mejora de infraestructuras y servicios municipales.

El nuevo acuerdo firmado tendrá vigencia durante el periodo 2017-2020 y establece que cada año la Fundación Cobre Las Cruces destinará una aportación económica para la realización de las propuestas que cada ayuntamiento incluya en el Plan de Desarrollo Municipal. La cuantía se distribuirá en partes alícuotas entre los cuatro municipios y tendrá carácter variable en función del precio del cobre, hasta un máximo de 1,5 millones/año. De este modo se introduce un elemento que relaciona directamente la situación de la compañía -en base al precio de su único producto- y el beneficio social que perciben los municipios.