martes, 22 de mayo de 2018

Del bar al conocimiento

Tribuna de opinión de Jesús María Gómez Merino, presidente de MPI Spain y CEO de Grupo Evento.es

Jesús María Gómez Merino, presidente de MPI Spain y CEO de Grupo Evento.es

La importancia del sector MICE en España está ligada a los objetivos de cada uno de los grupos de interés integrados en él. Organizadores, asistentes y patrocinadores son los principales. Pasamos de la gastronomía, el turismo o el ocio a conceptos como la transferencia de conocimientos, innovación, productividad y formación continua de adultos. Conceptos sobre los que nuestra industria está trabajando. Hay que ser capaces de aprender y de cambiar rápidamente.

Ahora, buscamos alcanzar los fines de cada grupo de opinión representado en nuestros proyectos al mínimo coste posible. Completamente centrados en los objetivos de nuestros clientes, de los usuarios de nuestros clientes, de sus fuentes de financiación y de todos los implicados directa o indirectamente en la consecución de esas metas.

Queremos ser las herramientas estratégicas de las organizaciones para desarrollar el conocimiento en la sociedad y ponerlo en valor. Ser el canal de distribución de la innovación de nuestros clientes. El sector no es ajeno a la globalización de la economía. Hoy en día competimos en el exterior tanto para la atracción de eventos como para la organización de los mismos, no solo en nuestro país. La perspectiva está fuera. En este ámbito, la internacionalización es efectiva desde hace años.

Los organizadores son la pieza clave, pues son investigadores y líderes de opinión en sus esferas y entre sus objetivos está la difusión de esa sabiduría acumulada y materializada en productos, estudios o servicios que han de ponerse en el mercado. La visibilidad es otro de sus propósitos. También los asistentes y sus aspiraciones de información, desarrollo de habilidades y networking con sus colegas. Y los patrocinadores del proyecto, con sus premisas de marketing bien descritas y enfocadas a resultados económicos.

Trabajamos en formación de adultos, con nuevos conceptos de aprendizaje donde la participación es clave. Las clases magistrales de uno hablando y los demás escuchando forman parte de la historia. Actividades en grupo, internacionalización de proyectos, productividad y estudio con créditos de formación continuada son algunos de los principales conceptos actuales en nuestro trabajo. Competir es demostrar que nuestros proyectos no solamente son viables sino que además tienen un retorno de la inversión superior al de otras herramientas de marketing. Del bar al conocimiento.