miércoles, 26 de septiembre de 2018

Gullón lidera la elaboración de galletas saludables

En un sector tan competitivo como el de las galletas, Gullón sabe que la innovación y los recursos en I+D son claves para crecer en mercado. El compromiso de esta empresa por la salud ha marcado su línea de trabajo desde 1980, fomentando el desarrollo de una vida sana a través de productos con un perfil nutricional muy mejorado.

Beatriz Hernández    I     Esta dirección de correo electrónico está siendo protegida contra los robots de spam. Necesita tener JavaScript habilitado para poder verlo.    I    Sigue al autor en @BeaHHerrero   I    13/06/2013

Gullón es sinónimo de calidad. La compañía palentina es la creadora del segmento de la galleta saludable, que lidera con un 33% de la cuota de mercado. Ha conseguido desarrollar su negocio a través de la innovación y, de ese modo, ha logrado diferenciarse de sus competidores. Por ello, desde que creara la primera galleta integral española, la empresa ha llevado a cabo numerosos programas de investigación y desarrollo para aportar al mercado galletas adaptadas a las necesidades de sus consumidores.


Pretende desarrollar una metodología estandarizada para la validación científica de un producto galletero saciante.

En los últimos años ha realizado varios proyectos con el objetivo general de ayudar en la prevención de las enfermedades crónicas no transmisibles, como son la obesidad, la diabetes, el colesterol y la hipertensión. Enfermedades que aparecen en el siglo XXI como un gran problema que afecta a la población mundial, sobre todo en los países más desarrollados. Algo que se une a la problemática de un target de población en edades muy bajas, los niños, que padecen sobrepeso u obesidad.

En la actualidad, Gullón pasa por ser considerada la industria galletera con mayor diversidad de productos, fortalecida por su liderazgo en el ámbito de la galleta-salud. A lo largo del tiempo ha desarrollado más de 20 proyectos de investigación en colaboración con diferentes organismos públicos y privados y en estos momentos está inmersa en el proyecto Sara, consorciado por el Fondo Tecnológico y gestionado por el Centro para el Desarrollo Tecnológico Industrial (CDTI), con el objetivo principal de desarrollar nuevos alimentos dirigidos a la salud de la mujer.

También ha trabajado en el proyecto Innpronta, realizando una guía para la sustanciación de declaraciones de salud en alimentos, funciones inmune, cognitiva y síndrome metabólico (Incomes). Además, ha desarrollado herramientas para investigar y generar nuevas metodologías y tecnologías para la prevención de enfermedades crónicas alimentarias, liderando el Proyecto Cenit-Higea, en el que participaron 14 empresas del sector agroalimentario y siete organismos de investigación nacionales entre 2007 y 2010. Se trata de un proyecto orientado a la prevención de enfermedades crónicas no transmisibles: diabetes, obesidad y dolencias cardiovasculares.

Gullón pretende desarrollar una metodología estandarizada para la validación científica de un producto galletero saciante. Este proyecto se centra en el establecimiento de nuevos biomarcadores que permitan fortalecer los desarrollos que la compañía ha realizado hasta el momento sobre productos galleteros funcionales. Los objetivos prioritarios que se ha marcado la firma palentina son ayudar a mejorar la salud de los consumidores y prevenir enfermedades, formar a los diferentes grupos de interés sobre cómo alimentarse de forma equilibrada y fomentar la práctica del deporte. Sin olvidar mejorar la información de los consumidores mediante etiquetados completos y transparentes, realizar una publicidad fiel y transparente, ser responsables con la alimentación infantil y, por último, validar y verificar científicamente las declaraciones funcionales mediante el desarrollo de ensayos clínicos.

En Gullón creen en la importancia de que las empresas sean parte importante del proceso de alimentar bien a la sociedad para prevenir la aparición de enfermedades, de ahí que trabajen en estrecha colaboración con diferentes entidades y organismos y con asociaciones de colectivos con algún problema de salud, como la Sociedad Española de Diabetes (SED), la Fundación Española del Corazón (FEC) y la Federación de Asociaciones de Celíacos de España (FACE).

Es la única galletera centenaria que se mantiene en manos de la familia fundadora y está posicionada como el cuarto fabricante de galletas de España, con una cuota de mercado del 6,5%. Es además la galletera con mayor superficie del territorio nacional y la que cuenta con las instalaciones más modernas y mecanizadas de Europa. Con una facturación en 2011 de 197,7 millones de euros y una producción superior a los 100 millones de kilos de galletas anuales, la compañía prevé mantener los actuales niveles de crecimiento durante los próximos años, consolidándose como el principal motor del tejido económico de su comarca, dónde sus más de 850 empleados son su activo más importante.