domingo, 17 de diciembre de 2017

Las SGR incrementan un 13% la financiación a pymes y autónomos

Reunión de las SGR con Ximo Puig, presidente de la Generalitat Valenciana Reunión de las SGR con Ximo Puig, presidente de la Generalitat Valenciana

Una de cada cinco empresas respaldadas por las sociedades de garantía (SGR) en España son de nueva creación, según datos correspondientes al cierre de 2016, un año en el que las 19 SGR que operan en España facilitaron financiación a 18.223 proyectos empresariales por valor de 1.097 millones de euros durante 2016.

Estos números suponen un incremento del 13% en el volumen de préstamos facilitados a pymes, autónomos y emprendedores a lo largo del pasado ejercicio. En 2016, las SGR hicieron posible la concesión de préstamos por esos 1.097 millones de euros, cuando sólo un año antes el acumulado ascendió a 975 millones de euro, con un número de avales un 6% mayor que los 17.123 con que finalizó 2015.

La Confederación Española de Sociedades de Garantía Recíproca (SGR-Cesgar) destaca que la financiación facilitada por el sector, a cierre de 2016, ya beneficia a 122.198 pymes, que mantienen activos créditos y préstamos por 4.005 millones de euros (riesgo vivo).

Evolucion avales SGR

Préstamos a largo plazo

La Confederación asegura que "la mejor disposición de plazos de devolución en préstamos y créditos para pymes, autónomos y emprendedores es una seña de identidad en la operativa de las SGR". De hecho, la mayoría de las operaciones respaldadas por una sociedad de garantía durante el pasado año (un 40%) plantearon un plazo para préstamos y/o créditos superior a los ocho años. En su conjunto, casi el 88 por ciento de la financiación que respaldan las sociedades de garantía se considera que es a largo plazo, es decir, a más de tres años vista.
En lo que se refiere al tamaño de las empresas, más del 76% de los avales han tenido como destino las micropymes (entre uno y diez trabajadores).

Gana la inversión

El tipo de financiación más demandado por las pymes españolas, según se desprende de su relación con las sociedades de garantía, han sido los avales financieros (81%), ya sean de inversión (43%), circulante (37%) u otros avales financieros (2%), mientras que los técnicos (avales fundamentalmente encaminados a licitaciones públicas) han supuesto el 19%.

En lo que se refiere a la distribución según la actividad de la empresa, el sector terciario, es decir Comercio fundamentalmente, ha representado el grueso de las operaciones con un porcentaje de formalización del 42%; por delante de la Industria, con el 24%; los Servicios, con un 19%. La Construcción y auxiliares han supuesto el 9% del total del importe financiado, mientras que el Primario representa el 6% del total de expedientes de préstamo o crédito respaldados por las SGR.

En cuanto a la forma jurídica de las empresas que cuentan con un aval en la actualidad con alguna de las 19 sociedades de garantía, las sociedades limitadas representan más de la mitad del total (51%), seguidas por los autónomos (35%) y las sociedades anónimas (8%).

SGR en Valencia

Acumulado histórico

Al cierre de 2016, el conjunto de las 19 sociedades de garantía presentes en España, acumulaban un histórico de avales formalizados por un total de 29.575 millones de euros, a partir de más de 743.000 operaciones. Con estos fondos, la acción de las SGR ha propiciado una inversión inducida de 38.447 millones de euros en el país. Su contribución al empleo, a partir del riesgo vivo en vigor, se sitúa en 595.599 puestos de trabajo, repartidos entre 36.700 compañías.

El sector ha concedido en torno al 75% de las solicitudes presentadas, a partir de los resultados aportados desde las SGR (intermediarias entre pymes y entidades de crédito). El número de socios protectores y socios partícipes de las sociedades de garantía (esto es, accionistas, ya sean instituciones públicas o empresas) se ha incrementado en 2016, y son ya 892 empresas o instituciones que respaldan la acción de las SGR y 122.200 las pymes, autónomos y emprendedores que integran estas entidades mutualistas. Con respecto a los prestamistas del riesgo, el 75 por ciento lo acaparan las entidades financieras, mientras que el 25 por ciento las administraciones públicas y otros proveedores.