miércoles, 15 de julio de 2020

Gay de Liébana: "España y Europa se mueren porque han perdido la carrera tecnológica con EEUU y Asia"

Intervención de Gay de Liébana en el encuentro digital de la Fundación Cámara de Sevilla Intervención de Gay de Liébana en el encuentro digital de la Fundación Cámara de Sevilla

Con su característica pedagogía y claridad, entendiéndosele muy bien todo, el profesor de Economía Finaciera y Contabilidad de la Universidad de Barcelona, José María Gay de Liébana, considera que "Espana y Europa se mueren" en comparación con otros países y zonas del mundo "porque han perdido la carrera tecnológica con Estados Unidos, China" y sus países limítrofes. Una situación que se agrava aún más en España porque el Covid19 ha cogido al país "con una economía anclada en el pasado", y con un Gobierno que busca una "economía subvencionada, intervenida y más propia de la Edad Media".

Así de tajante y contundente se ha mostrado el economista Gay de Liébana en su intervención en los encuentros digitales de la Fundación Cámara de Sevilla. Con su proverbial capacidad expositiva, que prodiga en medios radiofónicos y televisivos, ha hecho un exhaustivo análisis de por qué unos países son más fuertes que otros, están más desarrollados que otros, y cuáles son las perspectivas de las distintas economías con la enorme crisis, con el extraordinario desafío que está suponiendo la pandemia del virus. Todo ello aprovechando las reflexiones, análisis e ideas que vierte en su libro "Revolución Tecnológica y Nueva Economía. Todos los secretos contables de Apple, Google, Facebook y Amazon al descubierto".

Su exposición de casi una hora de duración, que ha levantado una gran expectación y un animado debate entre el casi centenar de espectadores que la han seguido, puede aglutinarse en relación a una serie de temas de gran actualidad a interés. Asuntos de los que no ha rehuido en ningún momento, muy al contrario, como ya es propio en Gay de Liébana, ha entrado dejando muy, muy claras sus razones y argumentos. Con titulares lacónicos y tajantes.

1.- Economía española y Covid19. Para el doctor y catedrático, la crisis coge a España en mala situción, con el pie cambiado. Y es así, porque a su juicio, estamos de facto en una economía intervenida, donde el gasto público representa el 51% del PIB del país. Asegura Gay de Liébana que el actual Gobierno busca no una "economía de empresas, sino una economía subvencionada", donde el principal agente es el estado. España está, económicamente hablando, "anclada en el pasado" y con un Ejecutivo que tiene unas "ideas económicas y políticas que se encuentran en la Edad Media" comparadas con otras zonas del mundo.

2.- Rescate europeo, ¿sí o no? En esta disyuntiva el economista no lo duda ni por un instante. En sus propias palabras, "anhelo y deseo que el rescate europeo llegue pronto, sea cuanto antes". Consiera que esta va ser la única salida posible para la economía española. Y ve con buenos ojos los condicionantes de disciplina económica, de rigor y de ajustes políticos que conlleve el rescate, se le ponga el nombre que se le ponga. Para Gay de Liébana será la vía para tomar la senda adecuada.

3.-¿Cómo será la recuperación en España? A esta alturas y, según la medidas que ha ido tomando el Gobierno Sánchez, el profesor no ve factible una recuperación en V. Porque para que el rebote sea rápido y fuerte, "los motores de la economía del país tenían que haber ido antes de la crisis a plena potencia". Y para España esto no es así. El número de ERTEs, EREs, desempleo, deuda pública y déficit llevan al país a la depresión, a un periodo de crecimiento en L. Algo que, sin embargo, augura no va a ocurrir con Estados Unidos, Alemania y otras potencias, gracias a las medidas enfocadas hacia la empresa que han tomado. Augura que el gran gasto público nos lleva a la "banca rota", y pronostica grandes dificultades para "pagar las pensiones y a los funcionarios". El instrumento para corregir esta situación sería elaborar un "presupuesto cero" serio y creíble, algo en lo que no confía con el actual Ejecutivo.

4.- Apoyo a las empresas. Como no se cansa de repetir una y otra vez, España no es amable, no es un buen hábitat para el desarrollo de la empresa. Sostiene que los avales y medidas del Gobierno no están pensadas para las empresas, a diferencia de otros países que han dados préstamos directos para asegurar su actividad. Gay de Liébana explica que "esta crisis se va a llevar por delante a 300.000 empresas", y que de los 100.000 millones prometidos en líneas ICO, sólo se han puesto en circulación 32.000 millones. Y no es posible un apoyo potente a las empresas, porque lo que el economista llamada "industria política" se lleva "partidas económicas muy importantes para su engrase". No podemos pensar en la "reconstrucción del país solo a base de subidas de impuestos y de burocracia".

5.- Reindustrialización y tecnología. Gay de Liébana pide reorientar la política económica para aprovechar la crisis que ha traido el Covid19 y apostar por "una reindustrialización de la economía española y una vuelta a la relocalización de empresas manufactureras". ¿Y cómo hacerlo? Apoyando al sector primario, al sector sanitario y al educativo. Y conectando y complementando todos estos sectores con la incorporación de tecnología de forma continua. En su opinión, habría que diseñar y trazar planes de desarrollo económico y social, como ya se hizo en las décadas de los 50 y 60 del siglo pasado de la mano de tecnócratas, expertos y gente de mérito. Arguye que el país necesita un gran "pacto político y un Gobierno de concentración".

6.- Talento e investigación. Para el catedrático aquí se encuentra uno de los grandes desfases de España y Europa con otras economías. "España es un país que rehúye y expulsa el talento", que cada vez que sufre una crisis desinvierte en innovación, investigación y tecnología. De hecho, remarca, muchos de los mejores investigadores españoles se encuentran en empresas, instituciones y organismos de otros países, como Estados Unidos. La comparativa que ha utilizado deja las cosas bien claras: las principales empresas por capitalización bursátil de EE.UU. dedican el 12% de su facturación a I+D, mientras que España como país sólo destina el 1,24% de su PIB. En concreto, 14.000 millones en total, cantidad que dedica a innovación solo Facebook. Razón más que suficiente para abogar por impulsar la retención del talento y "una vertebración del tejido económico de España a través de sus universidades".

7.- El desconcierto europeo. Gay de Liébana asegura que la sociedad española tiene que despertar. "No podemos actuar como corderos", dice. En relación con las prometidas ayudas de la Unión Europea advierte de que "van a tardar en llegar" porque tienen que pasar por todos los procesos de aprobación de los diferentes organismos europeos. Una burocracia que lastra la capacidad de reacción, que ralentizan las medidas en tiempos de crisis y su eficacia. Y esta es una de las causas por las que "Europa va a por detrás de Estados Unidos, China y los países ASEAN, que rodean al gigante chino" en materia tecnológica y de pérdida de peso económico.